Sueños en Gestalt

Sueños en Gestalt
Por: Dra. Evelyn Lowenstern


¿Qué son los sueños en Gestalt?

Como definición podríamos decir que son mensajes existenciales, estos mensajes que comprendemos al trabajar los sueños terapéuticamente nos explican cuáles son las situaciones que en este aquí y ahora me están importando, aunque pueden ser puntos ciegos de los cuales aún no tengo conciencia, o situaciones no concluidas. Ya sea una u otra resultan manifiestas para su concretización.

Aquello que se encuentra en nuestro inconsciente busca una forma de hacer figura y por lo tanto sale del fondo indiferenciado para ser atendido. ¿Cómo lo llevamos a cabo?

Al estar dormidos bajan las defensas yoicas y aquello que trae la energía contenida se entremezcla con la historia que nosotros, los autores de dicha historia proyectamos en imágenes, a colores o en blanco y negro; con sonidos; con la intervención de elementos conocidos, como pueden ser familiares, amigos, lugares comunes o desconocidos. Lo importante no es sólo la historia , sino además la emoción que conlleva.

Es importante resaltar que el sueño se da en tiempo presente y que muchas veces la sensación es de estar corporalmente presentes en éste, y que, si despertamos en ese preciso momento, puede llegar a existir una sensación de estar desorientados.

Otra particularidad que se da en el soñante, y que seguramente muchos ya lo hemos experienciado, es que al vivir una pesadilla generalmente despertamos sobresaltados antes de que ocurra el evento fatal o que tememos. Esta situación es una defensa del Yo, el cual por regla, no se lastima a sí mismo.

También es factible para ciertas personas el intervenir activamente en el desarrollo de la historia que proyectamos como sueño, y a estos sueños los denominamos Sueños Lúcidos. Éstos se caracterizan por el hecho de que el soñante, mientras está dormido y teniendo actividad onírica, se da cuenta de que está soñando. Muchas veces sucede que al darse cuenta de esta situación, empieza a angustiarse, despertándolo de inmediato; de no lograr despertar, y ante la angustia generada, el soñante es capaz de modificar los acontecimientos que están suscitándose en el sueño, ya sea escapando de la situación o cambiando una escena negativa por otra más adecuada a su Yo.

El soñador lúcido vivencia con gran intensidad de colores y detalles su sueño y así mismo, percibe un aumento en sus sensaciones corporales, como flujos de energía, vibraciones e incluso orgasmos. Existen tres grados del ejercicio de control del estado de sueño:

  • La persona puede tratar de tener cada vez más sueños en los que está consciente de que está soñando.
  • Puede tratar de controlar los contenidos del sueño mientras sueña.
  • El soñador puede tratar de eliminar o transformar el sueño imaginativo usual, en un estado similar al de la consciencia de vigilia (En este estado elevado, la conciencia del sueño y la vigilia son similares además que se describen en términos de estados puros de energía, como una gran luz).

Un pueblo de soñadores lúcidos es el senoi. Éste está constituido por 12 mil miembros aproximadamente y habitan las junglas montañosas de Malasia.

En la vida de los senoi la pregunta más importante que se hacen por las mañanas es: ¿Qué soñaste anoche?

Todas las mañanas a la hora del desayuno, cada miembro de la familia relata sus sueños. Los niños comienzan esta tradición desde que empiezan a hablar, siendo felicitados por los mayores, los interrogan por su comportamiento en el sueño, señalan sus errores o los alaban si han adoptado la actitud apropiada y los aconsejan sobre cómo modificar su conducta en sueños futuros. De esta forma también los van orientando de acuerdo a sus sueños en sus futuras actividades.

Los miembros de la comunidad discuten luego sus experiencias oníricas en el “Consejo de la aldea” siendo sus actividades comunitarias, artesanales y artísticas, enriquecidas por los sueños.

El pueblo senoi se caracteriza por su pacifismo y espíritu cooperativo, pues saben que esto no inhibe su individualismo y creatividad, empero quizá sus cualidades más notables sean su extraordinario equilibrio psicológico y madurez afectiva, entre ellos, la neurosis y la psicosis son desconocidas.

Los documentos más importantes sobre los senoi provienen de investigadores que han convivido largamente con ellos en su medio cultural, como el antropólogo y psicoanalista estadounidense Kilton Stewart, quien se concentró en particular en la tecnología onírica de los senoi. Estos estudios fueron difundidos y popularizados en la década de los setenta en occidente por Patricia Garfield, psicóloga, escritora y artista que convivió también con ellos en  Malasia y escribió el libro “Creative Dreams”

En éste, ella resume tres regla importantes de trabajo senoi con los sueños:

  • afrontar y vencer los peligros
  • buscar el placer
  • llegar siempre a un desenlace positivo

Retomando un párrafo de la revista “Ser Creativo” (Argentina,1994), Jorge Soto Andrade, autor del artículo sobre los sueños nos comenta:
“existe una visión muy distinta entre otros pueblos y en otros tiempos en lo que a soñar y estar despierto se refiere. Según este otro punto de vista sueño y vigilia no son tan distintos como parece; podemos estar despiertos mientras soñamos y dormidos durante la vigilia cotidiana.”

Hace varios siglos un personaje chino de nombre Chuang Tzu soñó que era una mariposa que revoloteaba alegremente de flor en flor. Pero cuando despertó surgió en él la pregunta: ?¿soy realmente un hombre que soñaba ser una mariposa o acaso una mariposa que ahora sueña que es un hombre??

Pareciera que aunque muy lejanos a nuestra cultura el trabajo de sueños gestalt tiene más en común con los senoi de lo que imaginábamos.

Comentarios

comentarios

Deja un comentario