Observacio?n de la Filosofi?a Gestalt en el Trabajo en Equipo; Me?ta comu?n, logro comu?n, autorealizacio?n personal.

Seminario del Enfoque Filoso?fico Gestalt ENSAYO

Observacio?n de la Filosofi?a Gestalt en el Trabajo en Equipo; Me?ta comu?n, logro comu?n,

autorealizacio?n personal.

Presentado por Cruz Herna?ndez Bravo

Profesor: Fernando Ortiz Anguiano

Marzo de 2014

“La Gestalt… se ocupa de resolver asuntos pendientes por lo que puede considerarse como una ciencia que trata del organismo humano y sus relaciones en un contexto u?nico.

Somos organismos/energi?a compuestos de polaridades y nuestros intercambios con el medio pueden ser nutritivos o to?xicos dependiendo del tipo de relaciones que hemos aprendido a establecer.”

Dr. He?ctor Salama Penhos (Salama, 2004)

1.1 Introduccio?n, la vida la tenemos tan cerca pero al hermano el hombre lo tenemos au?n ma?s cerca.

Es importante el recordar el primer sentido de la filosofi?a que nos invita a observar nuestro mundo, ese instinto de cuestionamiento que mantiene el hombre en su interaccio?n con el medio, y de repente el mismo ser humano que observa se encuentra con quiza? una de las rarezas que tiene mas a la vista pero que a veces poco la cuestiona, su hermano el hombre. Es en este mismo espacio y tiempo, compartiendo las energi?as del entorno ya que todo ha sido creado de la misma materia como el ser se puede encontrar a si mismo con un espejo fehaciente de sus virtudes y defectos pero a la vez muy distinto de sus pensamientos. ¿Co?mo le podri?a hacer el hombre para preguntarse a si mismo y aprender de si? mismo si se tiene miedo? ¿Co?mo hari?a el hombre para escudrin?ar en su hermano el hombre si los dos a la vez se mantienen distantes para no ser vulnerados en sus

caracteri?sticas esenciales? Pero ¿Co?mo podri?a ser la vida si estos dos espejos que casi humean de la sagacidad de comprensio?n que en ellos emana y de la energi?a del cosmos que ha derramado su polvo en este planeta para la creacio?n de tan dulces masas como lo ha sido hoy ya la evolucio?n de la raza humana? ¿Co?mo lo sabremos? Si nos tenemos miedo. Miedo a la observacio?n, al exaltar nuestros defectos pero a la vez hacernos acompan?ar de nuestras virtudes y rei?rnos bizarros de nuestras vicisitudes adema?s. Eso es lo que emprenderemos en el presente ensayo, trataremos de observarnos bajo una misma Filosofi?a en cadencia, al momento que observaremos lo que hacen los hombres cuando pueden trabajar juntos, cuando alinean sus metas y enfocan sus esfuerzos a la realizacio?n de ellas, se vuelven ma?s el otro, y al momento de volvernos ma?s el otro, aceptamos aquello dado por defacto, la capacidad de vivir por otra vida, y en ese instante de vivir y respirar por otra vida, nos acercamos ma?s a la comprensio?n y a la paz del ser humano por la comprensio?n y respeto a la vida de aquel llamado su hermano.

Observaremos asi? entonces a un grupo de personas que se han envuelto en la difi?cil misio?n de aceptar por libre albedrio y eleccio?n retarse en actividades lu?dicas que buscan demostrar no so?lo sus capacidades de comunicacio?n y empati?a con el otro, sino que ma?s alla? de ello el grado de compromiso que se puede mantener para con la meta del otro, mucho ma?s alla? de los sentidos loables de la moral y del reconocimiento al deber ser en sociedad, sino observa?ndonos verdaderamente en una situacio?n en la cual un grupo cerrado de 4 personas nos enfocamos a la realizacio?n de una meta en comu?n, volvie?ndola nuestra y que nosotros para

narrativa y presentacio?n del lei?do ensayo observaremos bajo la perspectiva del ana?lisis de una filosofi?a Gestalt, reconocie?ndonos en el aqui? y el ahora de los individuos y que posiblemente nos ayude a abordar sobre aquello en poder llamar la Gestalt Superior, aquella que podamos adoptar como la comparticio?n de la realizacio?n personal, no friccionada sino compuesta de todos los seres que nutren nuestro entorno. Citando a una de las ma?ximas de la Gestalt, el “Todo es Mucho Ma?s que la Suma de sus Partes” (Salama, 2012.)

2.1 El individuo en un comportamiento de Trabajo en Equipo, la SupraMeta a lograr.

Para el estudio del presente ensayo hemos observado a un grupo de personas pertenecientes a cierta organizacio?n, esos cuatro integrantes tienen en responsabilidad un objetivo comu?n, la realizacio?n de dina?micas lu?dicas de aplicacio?n a sus compan?eros para lograr un mejor ambiente laboral y comunicacio?n entre los integrantes de su empresa extendida. En esta observacio?n de cada uno de ellos como ser u?nico e irrepetible en el universo se otorga la confianza de mantener su autonomi?a e igualdad e voz y voto con respecto de las propuestas y actividades que se hagan para el ensamblaje del programa de actividades que tiene como finalidad lograr el objetivo comu?n citado. Lo que nosotros haremos es contemplarlos bajo los auspicios de una Filosofi?a Gestalt basados en los textos de los grandes aportadores al pensamiento existencialista

de la filosofi?a Gestalt. Al final podremos presentar conclusiones sobre si es posible o no identificar similitudes en el comportamiento de los individuos verdaderamente comprometidos con la meta y la realizacio?n de la organizacio?n ayudada de la conduccio?n de sus acciones recayendo en la Filosofi?a Gestalt identificando con esto si es que puede haber caminos o senderos sobre la posibilidad de adoptar una Filosofi?a Gestalt para el logro de objetivos en una organizacio?n y con ello llevar a los individuos integrantes de la misma hacia una autorrealizacio?n personal con el andamiaje de un enfoque Gestalt en la organizacio?n.

Cabe destacar que el concepto de autorrealizacio?n no es un concepto medible y cuantificable del universo, sino que es una precisio?n que el ser humano que lo sufre lo ha de identificar y que sobre todo y para empeoramiento de la situacio?n, es efi?mero y no sostenible, casi como lo ha de resultar una Gestalt, o figura que emerge de un fondo para encaminar al hombre a enfocar sus energi?as para la consecucio?n de la meta. Es entonces como encontramos primeramente en concepto dos elementos claramente diferentes entre si?, pero como podremos observar esto no implica que sean elementos incompatibles y mucho menos quiere decir que el uno no ayude al otro a existir o dicho gesta?lticamente “Darle significado”

2.1.1 La Autorealizacio?n personal y La Meta, dos te?rminos juntos pero no iguales.

Como lo hemos definido con anterioridad, encontramos a dos te?rminos con los que trabajamos al momento de definir el trabajo con estos cuatro sujetos pertenecientes a una organizacio?n que tienen un objetivo en comu?n y al momento de presentarles ambos te?rminos que queremos hacer comparacio?n pero sobre todo conocer la conceptualizacio?n que en nocio?n le dan estos individuos sujetos de nuestra observacio?n a estos dos te?rminos y asi? conocer cual podri?an ser la similitudes en resultado y en esencia de estos dos te?rminos que nos aten?en.

Al momento de comparar los te?rminos los sujetos que fueron entrevistados de forma individual, dieron en acordar sorprendenteente que la Autorrealizacio?n ellos la senti?an como el logro de una meta, y asi? la consecucio?n de sus suen?os dado el esfuerzo hacia un trabajo. En esencia podemos observar que ambas palabras si bien mantienen sus limitantes en sentido sema?ntico (uno de ellos mesurable y el otro mantenie?ndose como un concepto abstracto) nos dan la hendidura de que podri?an verse relacionadas muy a pesar de que una de ellas se ve enfocada a la consecucio?n de nu?meros reales o hechos reales que son juzgados por un organismo superior de cierta relevancia, pero que el hecho de poder lograr una meta nutre al sentido o la percepcio?n del individuo de haberse realizado en una de las esferas de su vida. Es decir que el logro de una, puede llevar a la existencia de la otra. Muy regularmente el juicio de haber cumplido un cierto nu?mero de metas, completa adema?s la sensacio?n y ese sentido de autodominio y control sobre la energi?a del organismo casi como lo que ocurre cuando un individuo se juzga y siente a si mismo Autorrealizado.

Para los efectos de la observacio?n de este trabajo que cuatro individuos tienen encargados de su jefe en su organizacio?n, cuando ya pudimos observar que los individuos podri?an verse y percibirse a si mismos autorrealizados una vez que hayan concretado la misio?n que se les ha encomendado. Lo que es importante recordar es que no hay ningu?n elemento en el mundo que puede otorgar a un ser humano la certificacio?n de sentirse autorrealizado, es decir, que ningu?n organismo externo al Ser, podri?a activar como si fuera un boto?n el hecho o sensacio?n de juzgarse a si? mismo como sujeto autorrealizado. Es aqui? donde vemos otro elemento importante de sen?alar pero que a la vez vuelve a mantener la relacio?n entre si; a pesar de que uno de los te?rminos en cuestio?n es extri?nseco (el logro de la meta ya que se basa en hechos reales) e?ste nutre a un sentido intri?nseco al sujeto, al Ser (la asuncio?n como persona autorrealizada) es decir lo extri?nseco nutre y provoca lo intri?nseco.

2.1.2 Mi pertenencia a El Otro.

Hemos observado la relacio?n que dan en establecer los sujetos entre la Consecucio?n de una Meta y el sentido de Autorrealizacio?n de la persona. Pero mucho ma?s alla? de ello observaremos tambie?n la integracio?n de un mimetismo de equipo y sus integrantes pero mucho ma?s alla? de integrarse a una sola persona, lo cual seri?a cosa imposible ya que en esencia conservan su individualidad de pensamiento y Ser, conceptualizamos la pertenencia a El Otro, y la relacio?n de significado de El Otro. En concepto de relacio?n Gesta?ltica el Ser se involucra con

su entorno y le da significado desde su perspectiva y sentido en su mundo. Es por ello que se pueden integrar en un Campo esa relacio?n de Figura y Entorno. Esto lo observamos en el desarrollo de las actividades del equipo y en la interaccio?n que se observa entre los individuos integrantes e inmersos en las actividades que desarrollan para poder lograr su meta. En el camino a llegar a la autorealizacio?n de su meta, se identifican y reconocen como seres humanos distintos pero a la vez pertenecientes a su entorno, y nutritivos con su compan?ero en igualdad de inmersio?n con respecto de la responsabilidad de su meta. Aceptando y reconociendo el trabajo y la existencia de su compan?ero en la cooperacio?n hacia obtener el objetivo deseado. Es por ello que damos tambie?n en establecer una relacio?n entre el mimetismo del equipo por ser el proceso natural de la integracio?n de un equipo de trabajo y que bajo el enfoque Gestalt identificamos una relacio?n de cada uno de los seres involucrados con su entorno en el cual cobra significado esta relacio?n con sus compan?eros en la relacio?n de Figura Fondo en sentido de darle significado y atencio?n a los dema?s compan?eros integrantes de su entorno y que existen en su campo de influencia y que afectacio?n a su entorno y humor.

Como podemos observar se da en llamar e?sta nuevamente una relacio?n entre la Filosofi?a de corte Gestalt y lo que ocurre cuando un grupo de trabajo encamina sus recursos y energi?a a la conquista de una meta en equipo. Primero pasando de una relacio?n de no? so?lo obtener una meta sino el trascender hacia la autorealizacio?n del individuo a trave?s de ella y no so?lo contener a los compan?eros y dema?s individuos involucrados con la obtencio?n de la meta como elementos competidores y aparte del esfuerzo de uno sino que se llegan a integrar como

elementos que brindan significado a su entorno y le son relevantes para la conduccio?n de su energi?a. En el mejor de los casos catalizando positivamente hacia la brevedad de conquistar el objetivo pero en muchos de los otros, siendo en ocasio?n un bloqueo para la movilizacio?n de energi?a tal parece saboteando como el Pseudo-Yo al instinto natural del Ser de elevarse. Tambie?n podemos observar aqui? una relacio?n entre los catalizadores positivos o negativos a la movilizacio?n de energi?a hacia su elevacio?n del Ser.

2.1.3 La observacio?n de los bloqueos y saboteos de un Pseudo- Yo organizacional.

Justamente como lo venimos dando en llamar, asemejando los elementos Gestalt en un ana?lisis de sus similitudes a la consecucio?n del logro de un objetivo ya sea personal o bien organizacional, ahora observamos finalmente una relacio?n entre lo que ha venido en llamarse un ciclo de la experiencia que describe los pasos y las movilizaciones de energi?a para una consecucio?n de una meta ya sea de forma individual o grupal, igual existen los bloqueos que impiden y sabotean al organismo que busca superarse (autorrealizarse a trave?s del logro de sus objetivos) y que provienen de mismos vicios e interacciones de sus individuos integrantes. Esto pareceri?a de hecho natural ya que todo individuo externa tanto sus virtudes como sus procesos de neurosis, por igual sus introyectos como sus formas de solucio?n ante el mundo. Y todo esto es manifestado dentro del mismo campo de interaccio?n con sus semejantes ya que el proceso de consecucio?n de la

meta es un proceso que se lleva paso a paso y que en cada paso puede haber un punto de inflexio?n en el cual o bien se puede avanzar como se puede retroceder y dudar como podemos comprobar que ha hecho el ser humano a lo largo de toda su historia.

En el hecho de haber observado a los individuos en su interactuar se puderon observar de igualforma que cada uno de ellos externalizaba lo que ellos daban en llamar de forma sencilla sus miedos y precauciones y que bajo conocimiento de una filosofi?a Gestalt demos en llamar introyeccio?n, es decir reglar del deber actuar y ser bajo ciertas condiciones, o bien de haberse manifestado la Descensibilizacio?n en no abordar como propia una meta que les es impuesta, o bien como una proyeccio?n en el hecho de rechazarla de primera mano y achacarla a elementos o seres ajenos a ellos totalmente y que lo trata de sacar de la respo sabilidad de su organismo (es decir de su equipo de trabajo), o bien identificar una retroflexio?n de los comentarios dada la situacio?n de frustraciones en los avances del proyecto encomendado o un aletargamiento en las citas de presentacio?n de resultados finales como lo que asemejari?a una Deflexio?n en evitar el contacto con el medio evaluador de su largo trayecto de esfuerzo para poder dictaminar o no que la Meta ha sido cumplida en cabalidad o fracasada en su intento.

Como podemos observar en muchos procesos de la delegacio?n de un grupo al cumplimiento de una meta se hace observar si ya tenemos un conocimiento de la o?ptica Gestalt, un devenimiento que parece advertir este similitud entre lo humano y colectivo aun con las malversiones que el ser humano conlleva y sobre todo, que son las que nutren su existencia, con los comportamientos de un ser en lo

colectivo, como si uno fuera el todo y el todo integrado con sus complicaciones y adversidades tambie?n lo fuera uno so?lo. Es decir que el organismo pueda manifestarse en un u?nico ser como un ser pueda manifestarse de su consciente colectivo, (Jaspers, Karl).

3. Conclusio?n la asemejacio?n de una organizacio?n a un organismo

Es por eso bajo esta observacio?n del proceso de obtencio?n de una meta entre varios individuos u?nicos, irrepetibles y auto?nomos concluimos en observar que ese logro de metas que pueden ser alcanzadas gracias al esfuerzo individual de aquel integrante 1, 2, 3 y 4 del equipo y que se logra asi? una superacio?n personal tambie?n individualizada pero que proviene de una construccio?n global de la meta. Ninguna persona es una isla, el todo esta? en el todo y como ha de ser arriba es abajo, las metas de logro comu?n han de relacionarse con las victorias personales, de hecho nutrirse de las victorias personales. Bajo esta observacio?n en o?ptica de la Filosofi?a Gestalt, los logros son individuales pero la meta comu?n y la Autorrealizacio?n personal y total.

Y es asi? entonces como desde un principio conocemos al proceso Gestalt como una interrelacio?n del organismo/energi?a con su entorno, siempre propiciando malos aires o buenos vientos pero interactuando indefinidamente con las elecciones y el albedrio del Ser en cuestio?n, es por ello que en este trabajo decido abordar y retomar con mayor e?nfasis las relaciones que se encuentran presentes de manera consciente atencional o no atencional en el campo del individuo y en su visio?n para poder movilizar su energi?a y concretar sus asuntos pendientes, ya no por no decir cerrar sus gestalten ya que comparto la definicio?n que el u?nico momento en el cual se podra? cerrar una Gestalt es cuando se nos presenta la imposibilidad de todas nuestras posibilidades como lo dijera Jean Paul Sartre (Marti?nez, 1995), es decir la muerte y el fin del camino de lo que no podemos experienciar. Sin embargo, eso es meramente un punto de vista personal, trataremos de colocar en la carretera de la Gestalt la relaciones del individuo y su medio para poder interactuar y tan solo imaginar el experimentar con ellas en el individuo ya que en cada Ser habra? sin duda una infinidad de elementos presentes en su campo y como lo deci?a el Dr. Salama (Salama, 2004) ya cada individuo podra? elegir los conexos nutritivos o to?xicos para su fin.

Asi? mismo pudimos abordar el hecho de que estamos abriendo una infinidad de posibilidades tan solo con el hecho de concebir la conexio?n de las figuras y gestalten del individuo que surgen esponta?neamente para e?l pero que adema?s le agregaremos en ese mismo juego dina?mico y complejo como lo es el Ser mismo las conexiones que tenga con los dema?s sujetos de su entorno, sin el a?nimo de

cosificar al entorno sino respetando la libre y espontanea voluntad de sus conge?neres que interactu?an, frustran, apoyan, destruyen, edifican, malhumoran, nutren, desaniman, realientan, pero que indiscriminadamente juzgan las gestalten que surgen y se animan en el Ser que se encuentra inmerso en este mundo. Y por mucho aunque fuera un Ser que se encuentre alejado de todo contacto social con los hombres aun asi? estoy seguro de que su medio de interaccio?n seguira? soplando con el mismo recio que les he dicho al inicio, moviendo como lo hace un viento tormentoso a un globo sin hilo ni ancla en donde va el individuo defendiendo y concibiendo infinidad numerosa de gestalten que surgen espontaneo, hi?per dina?mico y a capricho de la mente, alma, cuerpo, corazo?n e imaginacio?n del Ser, dicho de forma poe?tica, que como ya lo deci?a y proponi?a Goodman (Perls, 1974), que concebi?a a la poesi?a como te?cnica gesta?ltica, considera?ndola desde su etimologi?a, dado que poiesis que significa creacio?n, hacemos referencia a la creacio?n libre y esponta?nea de sus gestalten que surgen y bajan en el infinito mundo del Ser.

Bibliografi?a:

Castanedo, C. y Salama, H. (1991) Manual de diagno?stico intervencio?n y supervisio?n para psicoterapeutas. Me?xico DF. Manual Moderno

Heidegger, M. (1927) Ser y Tiempo. Barcelona. Editorial Planeta.

Jaspers, K. (1981). La Filosofi?a desde el punto de vista de la Existencia. Basilea.

Lewin, K. (1935). A Dynamic Theory of Personality. (Una teori?a dina?mica de la personalidad). McGrawHill Book Co., Nueva York.

Maslow, A. (2005). La personalidad creadora, Barcelona, Kairos.
Perls, F. (2003). Terapia Gestalt. Excitacio?n y Crecimiento de la personalidad Humana.

Madrid, Los Libros del CTP.
Salama, H. (2004). Gestalt de Persona a Persona. Me?xico, D. F.: Alfaomega. Sartre, J. (1943) El Ser y la Nada, Paris. Losada.

Comentarios

comentarios

Deja un comentario