Gestalt en la educación

Published by adriansalama on abril 23rd, 2012

Gestalt y la educación en la actualidad.

Por

Celic Yadira Cadena Arenas (celiccadena@yahoo.com.mx)

Me gustaría empezar diciendo que dos temas que me interesan son la gestalt y la educación, la pregunta sería ¿Y porque estos dos temas? Bien desde la visión que enfrento en mi quehacer diario, he observado que algunos docentes por no decir varios se enfrentan su labor con una actitud de desgano, enojo, frustración, mecanización, desvalorización hacía al otro, lo que dificulta alcanzar los objetivos trazados tanto a nivel escolar como a federal e internacional.

Es más si todo fuera cuestión de alcanzar objetivos todo sería más fácil ya que la solución podría ser administrativa; sin embargo la realidad no es así, ya que se trabaja con seres humanos, tanto alumnos como otros docentes que sienten, que piensan que viven y que están siendo reducidos a un número, a un número que acredita o no acredita un examen, sin ver más allá, sin ver las potencialidades que cada individuo puede desarrollar.

De cierta forma es lo que se vivió en aquellos años en donde surge el existencialismo y reaccionaron para recuperar los valores del ser humano, como son las características individuales, la autonomía y la responsabilidad personal; sin embargo ahora estamos adormecidos siguiendo la corriente, hemos dejado de buscar nuestro conocimiento personal y por lo tanto hemos frenado nuestro desarrollo conformándonos como docentes y porque no también como ciudadanos.

De ahí que se están buscando las formas para que se retome la conciencia del alumno, como un individuo capaz de desenvolverse plenamente en su entorno por lo tanto surge la necesidad de entender nuestro mundo en todos los aspectos posibles, no solo basta entender el mundo de forma tecnológica, científica o humanista separadamente, sino que es necesario que se dé una vinculación entre estos aspectos con la finalidad de tener una visión global y no segmentada del mundo en el que nos desenvolvemos.

Al lograr esta visión holística, estaremos formando individuos capaces de hacer frente a las problemáticas que estamos viviendo interactuando de manera responsable con los otros; así como alumnos integrales, capaces de tomar decisiones respetando primero su integridad física, psicológica y moral y posteriormente a su entorno (comunidad, sociedad, medio ambiente) de igual forma que sean alumnos creativos en la solución de problemas valorando y reconociendo las diferentes herramientas que han adquirido por sus años escolares, y muy importante que no pierdan de vista el que son seres humanos y como tales también requieren de un desarrollo que les permita ser sensibles ante los acontecimientos que suceden tanto a nivel nacional como internacional así como el ser responsables de cada uno de sus actos.

Es muy fácil hablar de formar individuos que tengan una visión integral del mundo tomando en cuenta lo científico, lo tecnológico y lo humanista; sin embargo al momento de enfrentar esta situación en las aulas nos damos cuenta que aún nosotros no tenemos claridad en estos términos y  mucho menos de cómo podemos facilitarlos con nuestros alumnos ya que creemos que solo se dan en sectores específicos de la sociedad; de ahí que uno de las formas en que podemos iniciar esta labor con nuestros niños es ser conscientes de que la ciencia, la tecnología y lo humanístico está en nuestras vidas diarias desde que nos levantamos hasta que nos acostamos e inclusive mientras dormimos. Posteriormente acercarnos más a estas áreas con una visión crítica y reflexiva, para internalizar y llevar a la práctica estos conceptos en nuestra vida diaria y poder transmitirlos a los alumnos con mayor facilidad.

Una vez que nosotros como docentes logremos aclarar estos conceptos será sencillo fomentar en el aula la utilización de los avances tecnológicos y promover aprendizajes significativos, dándole un nuevo sentido a los acontecimientos sociales nacionales e internacionales; así como fomentar la reflexión en lugar de lo memorístico; generar secuencias didácticas a partir de la visita de museos, realizar experimentos en los cuales el alumno formule hipótesis y pueda comprobar su veracidad o no (método científico); de vivirlo, de estar con los 6 sentidos solo en ese momento y lograr internalizarlo y no solo hacerlo porque se tiene o se debe.

¿Y dónde queda lo humanista? Bueno aquí creo yo radica el cambio que tanto necesita la educación, ahora verán el porqué.

Antes de continuar veamos de donde viene este término y a que hace referencia; proviene de la psicología y surge con Abraham Maslow, Rollo May, Carl Rogers, Allport, Bühler, influidos por la corriente existencialista europea con la intención de volver a poner al hombre en el centro de la psicología.

Se considera que la psicología humanista es una tendencia general que permanece abierta para poderse adaptar a la evolución de los valores y devolverle así al hombre su dignidad  y el derecho a su cuerpo y sensaciones, a construir su unidad, y a realizarse sin limitarse al tener y al ser; elaborar sus propios valores individuales, sociales y espirituales.

Aclarado un poco más continuaré diciendo el porqué es tan importante para que en la educación se dé un giro y como país se logre resaltar a nivel mundial sin perder de vista al alumno.

He hablado acerca del alumno y lo que se puede lograr para que este adquiera una visión diferente, holística; sin embargo hay un agente que había quedado de lado y es el profesor, el que esta día a día con el alumno, transmitiendo los conocimientos, habilidades y la experiencia que ha adquirido y que tiene en sus manos el poder hacer una diferencia; es el que inyectando a cada uno de sus alumnos la dosis necesaria de motivación, cariño, entrega, pasión puede transformar a un individuo en alguien que logre alcanzar sus metas, desarrollarse plenamente y ser competente para la vida.

Sin embargo esto no sucede con frecuencia debido a que el docente es un ser humano igual a los demás con una vida personal, en la cual también enfrentan problemáticas y van quedando asuntos inconclusos; esto es que aquellas situaciones que no se completaron o fueron prematuramente interrumpidas,  ya que al momento de surgir un impulso, la energía que se genera no es dedicada a su propósito original (expresión de sentimientos), sino que se acumula en el cuerpo, generando tensiones físicas, emocionales y mentales y esto es precisamente lo que impide que el docente actúe de forma auténtica.

En este punto es precisamente en donde la psicoterapia gestalt empata perfectamente con la educación que es a través de ella que el docente puede recuperar su autenticidad y cerrar los asuntos inconclusos que ha dejado a lo largo de su vida.

La terapia Gestalt aparte de ser una terapia es también una filosofía de vida que le da prioridad al darse cuenta en el aquí y ahora; asumir la propia responsabilidad de los procesos, como son las acciones, pensamientos, sensaciones, sentimientos o emociones y la fe en el organismo para lograr la auto regulación de forma adecuada con el ambiente y así entablar relaciones adecuadas con el medio que le rodea.

Además en gestalt no interpretación de ninguna acción o pensamiento; más bien hay un acompañamiento hacia el otro, mediante su fenomenología, para que haya un darse cuenta en el aquí y ahora. Para que esto suceda es necesario que la relación que se establezca entre los individuos (socio terapéutico y terapeuta) se de persona a persona en donde ambas partes están en continuo crecimiento; con congruencia  y transparencia entre lo que piensan,  hacen, sienten y dicen; así como una amplitud de criterio, basados en los valores gestálticos (responsabilidad, honestidad, respeto y amor, principalmente).

Con lo anterior se busca que el socio terapéutico, en este caso sería el docente pase de un apoyo externo a un auto apoyo, que aprenda a darse cuenta de que lo que hace, cómo lo hace y en qué momento lo hace, es decir la auto- responsabilidad; de la misma forma lograr la mayor integración posible, ya que facilita el crecimiento y desarrollo del individuo y fomentar así una actitud activa y responsable que le permita aprender a observar sus conductas y a experimentar otras nuevas (Castañedo, 1983 y Salama, 2005); de la misma forma a cerrar sus propios asuntos inconclusos con sus propias herramientas, es decir desde el yo y mejore así su calidad de vida.

Lo que propiciara que el docente logre entablar de igual forma una relación con su alumno de persona a persona en la cual ninguno sea superior o inferior al otro, en donde ambos posean la potencialidad de desarrollarse y crecer como individuos, así como respetar sus propios procesos y ritmos de aprendizaje como de vida.

El docente al cambiar y darse cuenta de lo valioso que es cada alumno por el simple hecho de que es una persona, el también estará creciendo y valorándose a sí mismo porque está sembrando la semilla que un futuro dará frutos, sin importar si el alumno es brillante o enfrenta alguna discapacidad, porque lo importante no es que se aprenda de memoria ciertos contenidos sino más bien, que logre enfrentar situaciones y resolverlas a su favor y sin dañar a terceros.

De ahí que considero que la educación se puede transformar primeramente partiendo del docente, de que conozca sus debilidades y fortalezas, la herramientas de las dispone, de que se valore por el simple hecho de ser humano; ya que de esta forma lograra transmitir seguridad, confianza, responsabilidad, respeto así como la práctica de diversos valores en sus alumnos para así darle un giro y convertirnos en un país diferente.

En la medida en que el docente se conozca y conozca su situación problemática, podrá integrar su vida personal, con su vida laboral ya que habrá congruencia entre ambas y el mismo podrá ser un ser integral capaz de responder a los cambios que se le presentan sin poner resistencias y avanzar al cumplimiento de sus propios objetivos como a los objetivos nacionales.

Sé que es una tarea ardua ya que el hacer un trabajo personal requiere mucho valor, no es sencillo enfrentarnos con nuestros propios monstruos, sin embargo lo más gratificante es saber que existen para así poderlos afrontar y vencerlos.

También se que no es un trabajo solo del docente, más bien un trabajo de corresponsabilidad entre autoridades, docentes, alumnos y padres de familia, en el que cada una de las partes da lo que le corresponde para que funcione la educación.

¿De los padres de familia? Si, de los padres de familia, ya que la educación también les compete porque son ellos los que más posibilidades tienen de interactuar con sus hijos, de satisfacer sus necesidades básicas y proporcionarles el amor y respeto por ser simplemente las personas que son.

Son los padres que al igual que las personas que rodean al alumno lo encaminan positiva o negativamente hacia el desarrollo humano con sus actitudes, pensamientos, sentimientos, emociones, palabras; por tal motivo también es necesario que los padres de familia resuelvan sus asuntos inconclusos y no contaminen los procesos de sus hijos al querer vivir y cerrar sus ciclos a través de  ellos.

Pareciera efectivamente una tarea titánica; sin embargo me gusta creer y sentir que si podemos lograr mucho, empezando a transformarnos nosotros mismos en primer lugar para así ir modificando nuestro entorno y crear una cadena que no solo se vea reflejada en un ámbito en el país sino que sea generalizada y darnos cuenta de las maravillas que nos rodea nuestro aquí y ahora. El cambio está en nuestras manos, actuemos aquí y ahora, no mañana.

Castanedo, C. (1983). Terapia Gestalt. Costa Rica: Editorial Texto

Ginger, S y Ginger, A. (1993) La Gestalt: una terapia de contacto. México: El Manual Moderno, S. A. de C. V.

Salama, H. (2005) Psicoterapia Gestalt: Proceso y metodología. México: Alfaomega


Comentarios en Facebook


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Spam protection by WP Captcha-Free

Spam protection by WP Captcha-Free

Google Plus