Depresión y Manejo Gestalt.

Alejandra Yazmin Aguilar Urzúa.
Aleyaz19@hotmail.com
Maestría en Psicoterapia Gestalt.
Depresión y Manejo Gestalt.
El presente trabajo tiene por objetivo conocer la dinámica de la depresión desde el enfoque Gestalt, así como las diferentes herramientas con las que cuenta para el trabajo psicoterapéutico de la misma.
La depresión es una de las palabras más nombradas por las personas, definiéndola como la experiencia de no tener energía, estar triste, ver las situaciones diarias de la vida con una visión negra, de sentirse miserable, como el estar atrapado en una situación en donde no  se puede hacer nada, con una sensación de que algo dentro de mí se está derrumbando y solo quedan ruinas, de que algo se ha roto dentro de mí y todo parece tan vacío.
Y es entonces cuando llegan las preguntas: ¿La depresión es una enfermedad que puede entrar o llegar fácilmente a la vida de las personas? ¿Se instaura y nada más? ¿Qué perfil tiene una persona que padece depresión?
La depresión en el mundo, representa la cuarta causa de discapacidad en cuanto a la pérdida de años de vida saludables. En México ocupa el primer lugar de discapacidad para las mujeres y el noveno para los hombres. (Shoshana Berenzon y cols 2013)
Hoy en día es difícil establecer una sola causa en la depresión, incluso aun cuando tiene su aparición después de algún suceso doloroso o de un evento  inesperado, ya que muchas personas que viven estas situaciones no se deprimen, por lo tal no es posible establecer causa-efecto. Sin profundizar en el tema, se llega al acuerdo de que existen tres componentes importantes como causas de la depresión: Biológicos, psicológicos y sociológicos.
El componente biológico establece que puede ser trasmitida de manera genética o causado por alguna disfunción fisiológica,  se trata a la persona con medicamentos que corrijan el problema, como los antidepresivos.
En el componente sociológico se reconoce que la depresión no es un problema individual, influyen de manera fundamental la familia y su medio social, así como la forma de percibirla con los cambios que ha tenido en los últimos tiempos.
En el componente psicológico es en donde se presentan puntos de vista diferentes, que dependen de los modelos psicológicos con los que se identifican los investigadores.
Cada modelo psicológico tiene sus propias formas de trabajo, los puntos importantes a observar o diagnosticar y las técnicas a utilizar, así como los objetivos a alcanzar en cada caso en específico.
En este caso nos enfocaremos al modelo gestáltico, la cual ve a la depresión como la forma en que la persona se estructura su realidad, de comunicación consigo mismo y con su medio, de cómo hace contacto y de cómo lo interrumpe, es de alguna forma la manera en que su organismo se regula y responde a ciertas circunstancias o eventos presentes.(Martínez 2006)
La persona con depresión se sumerge en un aislamiento emocional e interpersonal, se interioriza, el contacto se disminuye y el intercambio con el ambiente se va cortando, la energía se inmoviliza casi se paraliza, exteriormente se observa un aplanamiento afectivo, falta de acción y de interés por la vida
La psicoterapia Gestalt trabaja con todos los aspectos de la persona, con su manera de actuar, de pensar, con su cuerpo, con las formas que utiliza para relacionarse con su medio, consigo mismo, su pareja o familia y  con su parte espiritual.
La persona es mucho más que sus emociones, sus conductas o pensamientos, y cualquier cambio que decida hacer en cualquier área  por más pequeño que sea alterara la totalidad.
La intervención con psicoterapia Gestalt pretende llevar a la persona desde una ampliación consciente de la experiencia que está vivenciando, pasando por la asimilación de recursos propios y/o aprendizaje de habilidades que le permitan dar respuestas a las circunstancias presentes, es decir generando responsabilidad sin recurrir a juegos o manipulaciones, un camino de la dependencia al autoapoyo.
De igual forma es vista como el producto de un conflicto entre dos segmentos de la personalidad que se han disgregado y polarizado estos dos componentes fueron determinados por Perls (2005) como el perro de arriba y el perro de abajo. En realidad estos componentes presentan un conjunto de introyectos y creencias que han sido incorporados por el paciente probablemente desde su infancia y has sido incorporadas a la personalidad sin  ser cuestionadas en ningún momento; estos elementos fueron introyectados  bajo la presión de emociones  como la culpa, la vergüenza y el miedo a ser duramente castigado o abandonado afectivamente  y tienen la función de cuidar a la persona haga y piense lo “correcto” y “lo que debe” y de castigarle severamente. El perro de arriba  representa una serie de elementos que constituyen una severa conciencia proveniente del afuera, por su parte el perro de abajo encarna una serie de actitudes y creencias utilizadas para manipular a los demás y que hacen ver al paciente como un desamparado, inadecuado e incompetente  de la comprensión y de la comprensión de los otros  y que recibe permanentemente el perro de arriba.
De forma inconsciente el paciente deprimido divide su personalidad en estos dos segmentos que manifiestan lo que la persona desea hacer  y lo que cree que debe hacer encarna la victima manipuladora y el victimario punitivo. Manipula a las personas del entorno y así mismo proyectando en los demás las polaridades del perro de arriba y el perro de abajo la proyección nos permite la sensación y la expresión de las emociones que estas partes de la personalidad segregada le generan por lo que la Gestalt nunca concluye y el conflicto permanece sin resolver.
Por otro lado, la psicoterapia Gestalt plantea que la depresión tiene lugar por una interrupción o un bloqueo de la autorregulación orgásmica en el límite de contacto entre el organismo y su entorno los cuales forman parte de un campo de influencia mutua. (Martínez 2006)
Para poder comprender esta parte hare referencia al ciclo de la experiencia, el cual expresa de manera didáctica y clara, en que momento del proceso y como se representan las interrupciones en un proceso dirigido  a lograr el objetivo final de la necesidad de ese momento. Es un proceso que nos lleva al contacto, que implica vivencia y resolución total de algún asunto inconcluso (Salamá 2007). Este fluir puede verse dificultado por las vivencias del individuo  que generan emociones y acarrean bloqueos los cuales interrumpen el contacto y son los responsables de la depresión.
El ciclo completo es: Sensación – Formación de Figura – Movilización de energía – Acción – Pre-Contacto – Post-
Contacto y Reposo
Cuadro: Fases del ciclo de la experiencia
Sensación: es el surgimiento de una necesidad que provoca tensión aun no conocida, es el darse cuenta de la sensación aunque la figura no se ha formado.
Formación de figura: el organismo ha diferenciado lo que le pertenece y necesita satisfacer.
Movilización de energía: se reúne la energía necesaria para llevar a cabo lo que se demanda.
Acción: aquí se moviliza al organismo hacia el objeto relacional.
Precontacto: se localiza la fuente de satisfacción y se dirige hacia ella.
Contacto: se establece el contacto pleno con el satisfactor y se experimenta la unión con el mismo.
Poscontacto: se inicia la desenergetización, buscando el reposo, asimilando la experiencia en un continuo de conciencia.
Reposo: se asume el estado de vacío fértil, para que emerja una nueva Gestalt. (Salamá 2007)
En cada una de las fases del Ciclo de la experiencia pueden ocurrir bloqueos, los cuales son auto-interrupciones de la energía que la persona presenta, que no son necesariamente patológicas y sirven para evitar el contacto con el satisfactor y el cierre de su experiencia en función de los esquemas neuróticos adquiridos desde temprana edad.
Héctor Salama (2004) nos muestra los diferentes bloqueos y su ubicación dentro del ciclo de experiencia:
Postergación (reposo), es decir que el individuo interrumpe la acción del cierre de la Gestalt dejándola parta otro momento.
Desensibilización (Sensación) la persona deja de sentir al bloquear su sensibilidad.
Proyección (formación de figura) se atribuye a otras personas, actitudes, pensamientos, emociones, creencias o situaciones que le son propias sin asumir ninguna responsabilidad sobre sus actos, pensamientos y emociones.
Introyección (Movilización de energía) la persona muestra conductas distónicas con el yo, por lo que utiliza “debos” y “tengos”
Retoflexión (Acción) significa que el paciente “mete hacia adentro” de él la energía, haciéndose asi mismo en términos agresivos lo que le gustaría hacerle a otros.
Deflexión (precontacto): la persona evita el contacto una vez iniciada la acción.
Confluencia (Contacto): confunde los propios límites del Yo en los de otro para buscar aceptación  y/o reconocimiento de este y evitar responsabilizarse  de la acción a efectuar o efectuada.
Fijación (Poscontacto): consiste en recordar una experiencia que se queda rodando y molestando en nuestra cabeza.
Algunos de estos mecanismos pueden conducir a la aparición de trastornos depresivos, los cuales consisten en una interrupción entre el reposo y la nueva sensación por medio del mecanismo de la represión o entre la movilización de energía y la acción por medio de la retroflexión; sin embargo la mayor parte de los mecanismos de evitación (introyección, proyección, retroflexión y confluencia) suelen aparecer en distintos momentos del ciclo. Y también se han hecho evidente que una patología puede estar determinada por varios mecanismos de resistencia que ejercen su efecto en varios momentos del ciclo.
La depresión puede ser tan profunda que el sujeto ve entorpecida su capacidad de tener experiencias de sí mismo y del entorno, se aísla en su cama, duerme prolongadamente y pierde su capacidad de sentir placer por las cosas que antes le agradaban, llegando incluso a no percibir señales de hambre que su cuerpo le envía, en este caso el bloqueo de desensibilización está interrumpiendo la sensación que es el primer paso del ciclo.
Otros pacientes logran un adecuado darse cuenta de la perdida y del dolor, pero son incapaces de movilizar sus energías para establecer un contacto con los recursos del medio, en estas situaciones es común que algunas creencias introyectadas impidan la movilización de energía o el contacto con el entorno que hace falta para la resolución de la Gestalt.
El contacto también puede estar interrumpido por la retroflexión de emociones como la rabia, entonces el paciente comienza a verse a si mismo lo que desea hacer a los demás e inicia una serie de autorecriminaciones e incluso agredirse físicamente de diversas maneras. Como se ve la depresión esta mediada por las interrupciones de energía en el ciclo de la experiencia.
TECNICAS USADAS EN GESTALT.
Las técnicas de intervención en psicoterapia Gestalt pretenden desarrollar en el paciente una triple actitud que consiste de una capacidad para hacer consciente la experiencia personal, la capacidad de vivir en el presente y la habilidad de hacerse cargo de las propias responsabilidades sin incurrir en juegos y manipulaciones. Las técnicas gestálticas se agrupan en tres categorías:
1. Expresivas, so objetivo es reunir energía suficiente para fortalecer el contenido del darse cuenta y consisten en solicitar al paciente que repita un gesto, una postura corporal, un movimiento o un exclamación o que los exagere con la intención que el paciente entre en contacto con alguna emoción o creencia oculta.
2. Supresivas, sirven para dejar de hacer lo que el individuo esté actuando con el objeto de descubrir la experiencia que se oculta  detrás de una determinada actividad.
3. Integrativas es una combinación de las dos anteriores cuyo objetivo es el de integrar las partes alienadas del individuo, entre ellas se encuentran las fantasías guiadas y la asimilación de lo introyectado. (Salamá 2007)
Es a través del uso de estas técnicas que se va manejando al paciente con depresión, ubicando el momento presente de la situación que se está viviendo en ese momento, dándole importancia a la vivencia fenomenología de la experiencia subjetiva, dando énfasis en las sensaciones corporales, los gestos, las posturas, los rasgos faciales, el rubor, los temblores involuntarios, etc.
Sin embargo, como ya se comentó, la depresión maneja una serie de bloqueos, los cuales es importante tomar en cuenta y manejarlos también con alguna estrategia específica, de acuerdo al manejo de la energía en el ciclo de la experiencia. A continuación se presenta un cuadro (Salamá 2007) en el que se integran diferentes autores con diversas técnicas a utilizar de acuerdo al bloqueo encontrado en nuestro paciente:
BLOQUEO MANEJO/ESTRATEGIA
Desensibilización. HECTOR SALAMA JOSEPH ZINKER JAMES KEPNER
Bloquea su sensibilidad a las sensaciones o sentimientos que puedan provenir tanto de la percepción del medio externo como del interno. Facilitar que el paciente tome contacto con sus zonas de relación completando la frase: Ahora me doy cuenta de….
El individuo tratara de conectar con alguna escena de su vida donde se originó este bloqueo, ya que si su necesidad fue la de bloquear sus sensaciones o afectos, habrá que apoyarlo en una resensibilizacion. Tocarse a si mismo. Anclarlo ene l ambiente. Movimiento del cuerpo. Presentar atención a su experiencia sensorial, luego que acentúe cada vez más hasta que explote. Comentar las distracciones del paciente y su conciencia de ellas. Pregunta: ¿Qué experimentas?. Enseñar a respirar. Golpes leves. Hacer notar cosas. Que se mire en el espejo. Experimentar los limites corporales.
PROYECCIÓN
Atribuir a otras personas, actitudes, pensamientos, emociones, creencias o situaciones que le son propias mediante lo cual quien proyecta no asume ninguna responsabilidad sobre sus propios actos, pensamientos o emociones Facilitar re-identificación, mediante el trabajo con sillas y asumir la responsabilidad de cada palabra y acción que diga o haga. Se obtiene un Yo más Fuerte. Identificación en el lenguaje por preguntas. Ejercicios verbales como: yo me tenso. Preguntas sobre cómo se siente. Trabajar temores de los introyectos y hacer que estos salgan. Identificación de la proyección corporal en el lenguaje y la experiencia. Experimentar para resaltar la experiencia.
INTROYECCIÓN
La persona muestra conductas distonicas con su Yo por lo que utiliza “debeismos” Trabajo con polaridades, sillas, dialogo externo, mitos y refranes, proverbios y cuentos. Canalizar a proceso creativo.
Trabajar con el cambio dela palabra Debo por Quiero. Expresar la energía que se lleva por dentro. Fantasía. Localizar campo de energía y llevarlos a la acción. Ejercicios de respiración. Ejercicios físicos: las posturas y los movimientos.
RETROFLEXIÓN
Consiste en hacerse a sí mismo  en términos agresivos lo que le gustaría hacerle a otros. Facilitar la carga energética sobre un objeto neutro que simbolice o represente una figura o situación molesta o temida. Es importante localizar introyectos. Realizar un trabajo con la agresión vs ternura. Dándose amor a sí mismo, tocando las partes lastimadas de su cuerpo. Trabajo de polaridades.
Golpeo de cojín
Bioenergética.
Estructura corporal. Movimiento expresivo.
Metáforas
PROFLEXIÓN
Consiste en hacerles a otros, sin que lo pidan, lo que le gustaría que le hiciera a él. Hacer la petición directa de la necesidad.
DEFLEXIÓN.
Implica evitar el contacto una vez iniciada la acción tendiente a cerrar la Gestalt. Identificar la escena que provoca peligro, buscar la asociación con introyectos, crear una escena agradable y enfrentar la situación o confrontar; se puede además manejar fantasías, hacer un dialogo externo, crear un cambio de roles y aclarar o el fondo o la figura confusa. Prestar atención a cualidades y sensaciones. Juegos.
CONFLUENCIA.
Es confundir los propios límites del “Yo” en los de otro para buscar aceptación y/o reconocimiento de este y evitar responsabilizarse de la acción a efectuar Facilitar la diferenciación individual e invitar al paciente a expresarse en lo que hasta este momento no se había atrevido. Favorecer la separación del sí mismo del ambiente, es esencial. Se trabajan las creencias falsas, aumentando autoestima. Llevar el contacto dosificando juegos. Elaboración de nuevos conceptos. Preguntas: ¿Cómo sabe que está de acuerdo? Analizar rigidez de postura y flexibilidad, hipersensibilidad, estilo de contacto.
FIJACIÓN
Consiste en recordar una experiencia que se queda rondando y molestando en nuestra cabeza, dejado situaciones inconclusas. Buscar figuras alternativas y anclajes en fantasías o en el ámbito corporal y facilitar el sentido del comportamiento, alcanzando el sentido de identidad. Desvinculación. Dejar que se pierda la intensidad del contacto y renunciar a la experiencia cumbre. Restablecer el límite del sí mismo y separarse del entorno. Validar la realidad de los sentimientos de tristeza, enojo o decepción.
POSTERGACION
El individuo no cierra su gestalt Trabajar las polaridades de exageración, aprender la diferencia que existe entre sostener una experiencia hasta el final y estancarse en ella tratando de obtener algo más de una situación terminada o agotada. Facilitar el proceso de quedarnos con lo que nos nutre y eliminar lo que es toxico Hipnosis. Fantasía
Cambio de zonas. Ayuda a que perciba sensaciones. Incluir la nueva experiencia en el sí mismo con conciencia, asimilarlo y cerrar.
Llevar fuera de sí a la persona. Respiración. Examinar un objeto y tomar una posición de interés. Expresiones verbales.
La terapia Gestalt es un sistema terapéutico que se puede aplicar a las necesidades de los consultantes, más un diagnóstico claro y con la mayor información posible sobre el curso de la depresión, permite elegir el tipo de tratamiento adecuado para el consultante, ya sea si se prevé  necesaria una intervención psicológica o multidisciplinaria; médica, psicológica, nutricional, etc. Para el terapeuta gestáltico la información gira en las principales áreas del paciente (conductual, física, relacional, cognitiva, espiritual), en cada área el trabajo es diferente y provocara un movimiento en las demás. Para la elección del tratamiento es necesario que el consultante este de acuerdo, desde un principio se puede empezar a favorecer la habilidad de elegir y de una actitud activa en el tratamiento a las posibilidades de la persona deprimida.
El terapeuta tiene una parte más activa y menos directiva aquí, si en un principio acompaño en la experiencia de aislamiento, ahora por medio de las diferentes técnicas utilizadas en Gestalt propicia la experiencia que integre a la persona.
La Gestalt es una filosofía y un estilo de vida, mas también es una corriente metodológica bien fundamentada de una manera científica. La Gestalt como sistema terapéutico mantiene y adapta una serie de técnicas para cumplir los objetivos en la terapia, más las técnicas no son la Gestalt. La actitud del terapeuta, la experiencia de vida, la preparación, la práctica clínica y la supervisión son fundamentales para el trabajo terapéutico.
Conclusiones.
Es así como observamos que la Gestalt está fundamentada científicamente con una base teórica y una metodología de trabajo, ubicándose en este trabajo mostrar como la Gestalt entiende y se ocupa de una de las patologías que más se mencionan en este siglo y como aprendemos de nuestra experiencia para llegar a la salud mental y al bienestar de nuestros pacientes; ya que la depresión tiene un impacto significativo en la calidad de vida y funcionamiento cotidiano del individuo buscando así, que el paciente al ir avanzando en la terapia contacte con sus pensamientos, sentimientos o conductas que le generan ciertas pautas y le sea imposible empezara  evaluarlas y re significarlas percibiendo su historia de manera diferente, ubicando sus experiencias presentas y pasadas con sentido dentro de su existencia y así asumir la responsabilidad de sus pensamientos, sentimientos y emociones  que parecían desbordadas o negadas, para encontrar nuevas habilidades que permitan dar nuevas respuestas a las situaciones presentas y futuras dándole sentido a la experiencia vivida.
Bibliografía
Salamá Penhos, H. (2004). Gestalt de persona a persona. Alfaomega. México.
Perls, F. (2005). EL Enfoque Gestáltico: Testimonios de la terapia. Cuatro vientos. Santiago de Chile.
Salamá Penhos, H. (2007). Psicoterapia Gestalt: proceso y metodología. Alfaomega. México.
Martínez, M. (2006). Gestalt frente a la Depresión. [en línea]. Extraído el día 29 de mayo del 2013 desde: www.bonding.es
Shoshana Berenzon y cols (2013). Depresión, estado de conocimiento y la necesidad de políticas públicas y planes de acción de México. Instituto Nacional de Psiquiatría Ramón de la Fuente Muñiz México. DF. México. Vol. 55(1):74-80
http//psicología y psicoterapia.mex. Vista 29 de mayo 2013

Alejandra Yazmin Aguilar Urzúa.Aleyaz19@hotmail.comMaestría en Psicoterapia Gestalt.Depresión y Manejo Gestalt.El presente trabajo tiene por objetivo conocer la dinámica de la depresión desde el enfoque Gestalt, así como las diferentes herramientas con las que cuenta para el trabajo psicoterapéutico de la misma. La depresión es una de las palabras más nombradas por las personas, definiéndola como la experiencia de no tener energía, estar triste, ver las situaciones diarias de la vida con una visión negra, de sentirse miserable, como el estar atrapado en una situación en donde no  se puede hacer nada, con una sensación de que algo dentro de mí se está derrumbando y solo quedan ruinas, de que algo se ha roto dentro de mí y todo parece tan vacío.Y es entonces cuando llegan las preguntas: ¿La depresión es una enfermedad que puede entrar o llegar fácilmente a la vida de las personas? ¿Se instaura y nada más? ¿Qué perfil tiene una persona que padece depresión?La depresión en el mundo, representa la cuarta causa de discapacidad en cuanto a la pérdida de años de vida saludables. En México ocupa el primer lugar de discapacidad para las mujeres y el noveno para los hombres. (Shoshana Berenzon y cols 2013)Hoy en día es difícil establecer una sola causa en la depresión, incluso aun cuando tiene su aparición después de algún suceso doloroso o de un evento  inesperado, ya que muchas personas que viven estas situaciones no se deprimen, por lo tal no es posible establecer causa-efecto. Sin profundizar en el tema, se llega al acuerdo de que existen tres componentes importantes como causas de la depresión: Biológicos, psicológicos y sociológicos.El componente biológico establece que puede ser trasmitida de manera genética o causado por alguna disfunción fisiológica,  se trata a la persona con medicamentos que corrijan el problema, como los antidepresivos.  En el componente sociológico se reconoce que la depresión no es un problema individual, influyen de manera fundamental la familia y su medio social, así como la forma de percibirla con los cambios que ha tenido en los últimos tiempos.En el componente psicológico es en donde se presentan puntos de vista diferentes, que dependen de los modelos psicológicos con los que se identifican los investigadores.Cada modelo psicológico tiene sus propias formas de trabajo, los puntos importantes a observar o diagnosticar y las técnicas a utilizar, así como los objetivos a alcanzar en cada caso en específico.En este caso nos enfocaremos al modelo gestáltico, la cual ve a la depresión como la forma en que la persona se estructura su realidad, de comunicación consigo mismo y con su medio, de cómo hace contacto y de cómo lo interrumpe, es de alguna forma la manera en que su organismo se regula y responde a ciertas circunstancias o eventos presentes.(Martínez 2006)La persona con depresión se sumerge en un aislamiento emocional e interpersonal, se interioriza, el contacto se disminuye y el intercambio con el ambiente se va cortando, la energía se inmoviliza casi se paraliza, exteriormente se observa un aplanamiento afectivo, falta de acción y de interés por la vidaLa psicoterapia Gestalt trabaja con todos los aspectos de la persona, con su manera de actuar, de pensar, con su cuerpo, con las formas que utiliza para relacionarse con su medio, consigo mismo, su pareja o familia y  con su parte espiritual. La persona es mucho más que sus emociones, sus conductas o pensamientos, y cualquier cambio que decida hacer en cualquier área  por más pequeño que sea alterara la totalidad. La intervención con psicoterapia Gestalt pretende llevar a la persona desde una ampliación consciente de la experiencia que está vivenciando, pasando por la asimilación de recursos propios y/o aprendizaje de habilidades que le permitan dar respuestas a las circunstancias presentes, es decir generando responsabilidad sin recurrir a juegos o manipulaciones, un camino de la dependencia al autoapoyo.De igual forma es vista como el producto de un conflicto entre dos segmentos de la personalidad que se han disgregado y polarizado estos dos componentes fueron determinados por Perls (2005) como el perro de arriba y el perro de abajo. En realidad estos componentes presentan un conjunto de introyectos y creencias que han sido incorporados por el paciente probablemente desde su infancia y has sido incorporadas a la personalidad sin  ser cuestionadas en ningún momento; estos elementos fueron introyectados  bajo la presión de emociones  como la culpa, la vergüenza y el miedo a ser duramente castigado o abandonado afectivamente  y tienen la función de cuidar a la persona haga y piense lo “correcto” y “lo que debe” y de castigarle severamente. El perro de arriba  representa una serie de elementos que constituyen una severa conciencia proveniente del afuera, por su parte el perro de abajo encarna una serie de actitudes y creencias utilizadas para manipular a los demás y que hacen ver al paciente como un desamparado, inadecuado e incompetente  de la comprensión y de la comprensión de los otros  y que recibe permanentemente el perro de arriba. De forma inconsciente el paciente deprimido divide su personalidad en estos dos segmentos que manifiestan lo que la persona desea hacer  y lo que cree que debe hacer encarna la victima manipuladora y el victimario punitivo. Manipula a las personas del entorno y así mismo proyectando en los demás las polaridades del perro de arriba y el perro de abajo la proyección nos permite la sensación y la expresión de las emociones que estas partes de la personalidad segregada le generan por lo que la Gestalt nunca concluye y el conflicto permanece sin resolver.Por otro lado, la psicoterapia Gestalt plantea que la depresión tiene lugar por una interrupción o un bloqueo de la autorregulación orgásmica en el límite de contacto entre el organismo y su entorno los cuales forman parte de un campo de influencia mutua. (Martínez 2006)Para poder comprender esta parte hare referencia al ciclo de la experiencia, el cual expresa de manera didáctica y clara, en que momento del proceso y como se representan las interrupciones en un proceso dirigido  a lograr el objetivo final de la necesidad de ese momento. Es un proceso que nos lleva al contacto, que implica vivencia y resolución total de algún asunto inconcluso (Salamá 2007). Este fluir puede verse dificultado por las vivencias del individuo  que generan emociones y acarrean bloqueos los cuales interrumpen el contacto y son los responsables de la depresión. El ciclo completo es: Sensación – Formación de Figura – Movilización de energía – Acción – Pre-Contacto – Post-Contacto y Reposo
Cuadro: Fases del ciclo de la experiencia

Sensación: es el surgimiento de una necesidad que provoca tensión aun no conocida, es el darse cuenta de la sensación aunque la figura no se ha formado.Formación de figura: el organismo ha diferenciado lo que le pertenece y necesita satisfacer.Movilización de energía: se reúne la energía necesaria para llevar a cabo lo que se demanda.Acción: aquí se moviliza al organismo hacia el objeto relacional.Precontacto: se localiza la fuente de satisfacción y se dirige hacia ella.Contacto: se establece el contacto pleno con el satisfactor y se experimenta la unión con el mismo.Poscontacto: se inicia la desenergetización, buscando el reposo, asimilando la experiencia en un continuo de conciencia.Reposo: se asume el estado de vacío fértil, para que emerja una nueva Gestalt. (Salamá 2007)En cada una de las fases del Ciclo de la experiencia pueden ocurrir bloqueos, los cuales son auto-interrupciones de la energía que la persona presenta, que no son necesariamente patológicas y sirven para evitar el contacto con el satisfactor y el cierre de su experiencia en función de los esquemas neuróticos adquiridos desde temprana edad. Héctor Salama (2004) nos muestra los diferentes bloqueos y su ubicación dentro del ciclo de experiencia:Postergación (reposo), es decir que el individuo interrumpe la acción del cierre de la Gestalt dejándola parta otro momento.Desensibilización (Sensación) la persona deja de sentir al bloquear su sensibilidad.Proyección (formación de figura) se atribuye a otras personas, actitudes, pensamientos, emociones, creencias o situaciones que le son propias sin asumir ninguna responsabilidad sobre sus actos, pensamientos y emociones. Introyección (Movilización de energía) la persona muestra conductas distónicas con el yo, por lo que utiliza “debos” y “tengos”Retoflexión (Acción) significa que el paciente “mete hacia adentro” de él la energía, haciéndose asi mismo en términos agresivos lo que le gustaría hacerle a otros.Deflexión (precontacto): la persona evita el contacto una vez iniciada la acción.Confluencia (Contacto): confunde los propios límites del Yo en los de otro para buscar aceptación  y/o reconocimiento de este y evitar responsabilizarse  de la acción a efectuar o efectuada. Fijación (Poscontacto): consiste en recordar una experiencia que se queda rodando y molestando en nuestra cabeza. Algunos de estos mecanismos pueden conducir a la aparición de trastornos depresivos, los cuales consisten en una interrupción entre el reposo y la nueva sensación por medio del mecanismo de la represión o entre la movilización de energía y la acción por medio de la retroflexión; sin embargo la mayor parte de los mecanismos de evitación (introyección, proyección, retroflexión y confluencia) suelen aparecer en distintos momentos del ciclo. Y también se han hecho evidente que una patología puede estar determinada por varios mecanismos de resistencia que ejercen su efecto en varios momentos del ciclo.La depresión puede ser tan profunda que el sujeto ve entorpecida su capacidad de tener experiencias de sí mismo y del entorno, se aísla en su cama, duerme prolongadamente y pierde su capacidad de sentir placer por las cosas que antes le agradaban, llegando incluso a no percibir señales de hambre que su cuerpo le envía, en este caso el bloqueo de desensibilización está interrumpiendo la sensación que es el primer paso del ciclo.Otros pacientes logran un adecuado darse cuenta de la perdida y del dolor, pero son incapaces de movilizar sus energías para establecer un contacto con los recursos del medio, en estas situaciones es común que algunas creencias introyectadas impidan la movilización de energía o el contacto con el entorno que hace falta para la resolución de la Gestalt. El contacto también puede estar interrumpido por la retroflexión de emociones como la rabia, entonces el paciente comienza a verse a si mismo lo que desea hacer a los demás e inicia una serie de autorecriminaciones e incluso agredirse físicamente de diversas maneras. Como se ve la depresión esta mediada por las interrupciones de energía en el ciclo de la experiencia.TECNICAS USADAS EN GESTALT.Las técnicas de intervención en psicoterapia Gestalt pretenden desarrollar en el paciente una triple actitud que consiste de una capacidad para hacer consciente la experiencia personal, la capacidad de vivir en el presente y la habilidad de hacerse cargo de las propias responsabilidades sin incurrir en juegos y manipulaciones. Las técnicas gestálticas se agrupan en tres categorías:1. Expresivas, so objetivo es reunir energía suficiente para fortalecer el contenido del darse cuenta y consisten en solicitar al paciente que repita un gesto, una postura corporal, un movimiento o un exclamación o que los exagere con la intención que el paciente entre en contacto con alguna emoción o creencia oculta.2. Supresivas, sirven para dejar de hacer lo que el individuo esté actuando con el objeto de descubrir la experiencia que se oculta  detrás de una determinada actividad. 3. Integrativas es una combinación de las dos anteriores cuyo objetivo es el de integrar las partes alienadas del individuo, entre ellas se encuentran las fantasías guiadas y la asimilación de lo introyectado. (Salamá 2007)Es a través del uso de estas técnicas que se va manejando al paciente con depresión, ubicando el momento presente de la situación que se está viviendo en ese momento, dándole importancia a la vivencia fenomenología de la experiencia subjetiva, dando énfasis en las sensaciones corporales, los gestos, las posturas, los rasgos faciales, el rubor, los temblores involuntarios, etc. Sin embargo, como ya se comentó, la depresión maneja una serie de bloqueos, los cuales es importante tomar en cuenta y manejarlos también con alguna estrategia específica, de acuerdo al manejo de la energía en el ciclo de la experiencia. A continuación se presenta un cuadro (Salamá 2007) en el que se integran diferentes autores con diversas técnicas a utilizar de acuerdo al bloqueo encontrado en nuestro paciente:BLOQUEO MANEJO/ESTRATEGIADesensibilización. HECTOR SALAMA JOSEPH ZINKER JAMES KEPNERBloquea su sensibilidad a las sensaciones o sentimientos que puedan provenir tanto de la percepción del medio externo como del interno. Facilitar que el paciente tome contacto con sus zonas de relación completando la frase: Ahora me doy cuenta de….El individuo tratara de conectar con alguna escena de su vida donde se originó este bloqueo, ya que si su necesidad fue la de bloquear sus sensaciones o afectos, habrá que apoyarlo en una resensibilizacion. Tocarse a si mismo. Anclarlo ene l ambiente. Movimiento del cuerpo. Presentar atención a su experiencia sensorial, luego que acentúe cada vez más hasta que explote. Comentar las distracciones del paciente y su conciencia de ellas. Pregunta: ¿Qué experimentas?. Enseñar a respirar. Golpes leves. Hacer notar cosas. Que se mire en el espejo. Experimentar los limites corporales.PROYECCIÓN Atribuir a otras personas, actitudes, pensamientos, emociones, creencias o situaciones que le son propias mediante lo cual quien proyecta no asume ninguna responsabilidad sobre sus propios actos, pensamientos o emociones Facilitar re-identificación, mediante el trabajo con sillas y asumir la responsabilidad de cada palabra y acción que diga o haga. Se obtiene un Yo más Fuerte. Identificación en el lenguaje por preguntas. Ejercicios verbales como: yo me tenso. Preguntas sobre cómo se siente. Trabajar temores de los introyectos y hacer que estos salgan. Identificación de la proyección corporal en el lenguaje y la experiencia. Experimentar para resaltar la experiencia.INTROYECCIÓN La persona muestra conductas distonicas con su Yo por lo que utiliza “debeismos” Trabajo con polaridades, sillas, dialogo externo, mitos y refranes, proverbios y cuentos. Canalizar a proceso creativo.Trabajar con el cambio dela palabra Debo por Quiero. Expresar la energía que se lleva por dentro. Fantasía. Localizar campo de energía y llevarlos a la acción. Ejercicios de respiración. Ejercici
os físicos: las posturas y los movimientos.RETROFLEXIÓN Consiste en hacerse a sí mismo  en términos agresivos lo que le gustaría hacerle a otros. Facilitar la carga energética sobre un objeto neutro que simbolice o represente una figura o situación molesta o temida. Es importante localizar introyectos. Realizar un trabajo con la agresión vs ternura. Dándose amor a sí mismo, tocando las partes lastimadas de su cuerpo. Trabajo de polaridades.Golpeo de cojínBioenergética.Estructura corporal. Movimiento expresivo.MetáforasPROFLEXIÓN Consiste en hacerles a otros, sin que lo pidan, lo que le gustaría que le hiciera a él. Hacer la petición directa de la necesidad. DEFLEXIÓN. Implica evitar el contacto una vez iniciada la acción tendiente a cerrar la Gestalt. Identificar la escena que provoca peligro, buscar la asociación con introyectos, crear una escena agradable y enfrentar la situación o confrontar; se puede además manejar fantasías, hacer un dialogo externo, crear un cambio de roles y aclarar o el fondo o la figura confusa. Prestar atención a cualidades y sensaciones. Juegos. CONFLUENCIA. Es confundir los propios límites del “Yo” en los de otro para buscar aceptación y/o reconocimiento de este y evitar responsabilizarse de la acción a efectuar Facilitar la diferenciación individual e invitar al paciente a expresarse en lo que hasta este momento no se había atrevido. Favorecer la separación del sí mismo del ambiente, es esencial. Se trabajan las creencias falsas, aumentando autoestima. Llevar el contacto dosificando juegos. Elaboración de nuevos conceptos. Preguntas: ¿Cómo sabe que está de acuerdo? Analizar rigidez de postura y flexibilidad, hipersensibilidad, estilo de contacto.FIJACIÓN Consiste en recordar una experiencia que se queda rondando y molestando en nuestra cabeza, dejado situaciones inconclusas. Buscar figuras alternativas y anclajes en fantasías o en el ámbito corporal y facilitar el sentido del comportamiento, alcanzando el sentido de identidad. Desvinculación. Dejar que se pierda la intensidad del contacto y renunciar a la experiencia cumbre. Restablecer el límite del sí mismo y separarse del entorno. Validar la realidad de los sentimientos de tristeza, enojo o decepción.POSTERGACION El individuo no cierra su gestalt Trabajar las polaridades de exageración, aprender la diferencia que existe entre sostener una experiencia hasta el final y estancarse en ella tratando de obtener algo más de una situación terminada o agotada. Facilitar el proceso de quedarnos con lo que nos nutre y eliminar lo que es toxico Hipnosis. FantasíaCambio de zonas. Ayuda a que perciba sensaciones. Incluir la nueva experiencia en el sí mismo con conciencia, asimilarlo y cerrar.Llevar fuera de sí a la persona. Respiración. Examinar un objeto y tomar una posición de interés. Expresiones verbales.
La terapia Gestalt es un sistema terapéutico que se puede aplicar a las necesidades de los consultantes, más un diagnóstico claro y con la mayor información posible sobre el curso de la depresión, permite elegir el tipo de tratamiento adecuado para el consultante, ya sea si se prevé  necesaria una intervención psicológica o multidisciplinaria; médica, psicológica, nutricional, etc. Para el terapeuta gestáltico la información gira en las principales áreas del paciente (conductual, física, relacional, cognitiva, espiritual), en cada área el trabajo es diferente y provocara un movimiento en las demás. Para la elección del tratamiento es necesario que el consultante este de acuerdo, desde un principio se puede empezar a favorecer la habilidad de elegir y de una actitud activa en el tratamiento a las posibilidades de la persona deprimida.El terapeuta tiene una parte más activa y menos directiva aquí, si en un principio acompaño en la experiencia de aislamiento, ahora por medio de las diferentes técnicas utilizadas en Gestalt propicia la experiencia que integre a la persona.La Gestalt es una filosofía y un estilo de vida, mas también es una corriente metodológica bien fundamentada de una manera científica. La Gestalt como sistema terapéutico mantiene y adapta una serie de técnicas para cumplir los objetivos en la terapia, más las técnicas no son la Gestalt. La actitud del terapeuta, la experiencia de vida, la preparación, la práctica clínica y la supervisión son fundamentales para el trabajo terapéutico.Conclusiones.Es así como observamos que la Gestalt está fundamentada científicamente con una base teórica y una metodología de trabajo, ubicándose en este trabajo mostrar como la Gestalt entiende y se ocupa de una de las patologías que más se mencionan en este siglo y como aprendemos de nuestra experiencia para llegar a la salud mental y al bienestar de nuestros pacientes; ya que la depresión tiene un impacto significativo en la calidad de vida y funcionamiento cotidiano del individuo buscando así, que el paciente al ir avanzando en la terapia contacte con sus pensamientos, sentimientos o conductas que le generan ciertas pautas y le sea imposible empezara  evaluarlas y re significarlas percibiendo su historia de manera diferente, ubicando sus experiencias presentas y pasadas con sentido dentro de su existencia y así asumir la responsabilidad de sus pensamientos, sentimientos y emociones  que parecían desbordadas o negadas, para encontrar nuevas habilidades que permitan dar nuevas respuestas a las situaciones presentas y futuras dándole sentido a la experiencia vivida. BibliografíaSalamá Penhos, H. (2004). Gestalt de persona a persona. Alfaomega. México.Perls, F. (2005). EL Enfoque Gestáltico: Testimonios de la terapia. Cuatro vientos. Santiago de Chile.Salamá Penhos, H. (2007). Psicoterapia Gestalt: proceso y metodología. Alfaomega. México.Martínez, M. (2006). Gestalt frente a la Depresión. [en línea]. Extraído el día 29 de mayo del 2013 desde: www.bonding.esShoshana Berenzon y cols (2013). Depresión, estado de conocimiento y la necesidad de políticas públicas y planes de acción de México. Instituto Nacional de Psiquiatría Ramón de la Fuente Muñiz México. DF. México. Vol. 55(1):74-80http//psicología y psicoterapia.mex. Vista 29 de mayo 2013

Comentarios

comentarios

Deja un comentario