Cinco tips para aliviar el enojo

Por: Howard Richman
Traducido por:
Diego Salama
Publicado el 16 de octubre del 2002

Este guía de auto-estudio ayuda a poder enfrentar los principios del enojo y la rabia incontrolable usando catarsis, expresión emocional, el perdón, y sacando memoria celular. Estas herramientas complementan otras terapias, estrategias y remedios creados para evitar la violencia familiar.

Después de leer estos cinco tips, realmente aprendí algunas cosas que podía hacer para tratar con mis problemas. Antes, yo sólo quería pegarle a la persona, pero ahora no lo haría. Me han dado el conocimiento en cómo estar mental y físicamente sano al mismo tiempo. Creo que lo que quiero decir es gracias.
— Hannah, estudiante, Charlotte, NC.

1. Déjate Expresar Tu Enojo

Nuestra sociedad nos enseña a no expresar nuestras emociones fuertes. Nos enseñan a aguantárnoslas desde que somos muy pequeños. Esto puede tener un profundo efecto negativo en nuestra salud. No está mal expresar el enojo, miedo, tristeza, rabia, etc. De hecho es muy sano dejar salir estas emociones de manera regular. Lo que está mal es cuando lastimamos a alguien en el proceso. Es preferible encontrar una manera segura para tirar estos sentimientos negativos.

2. Combina el Esfuerzo Mental y Físico
La terapia mental sola puede ser muy útil para dejar salir el enojo, pero nada más puede llevarte hasta ahí. De manera similar, el acto físico de hacer ejercicios puede ayudar a muchas personas a dejar de sacar humo, pero puede que no remueva el enojo bien asentado. El proceso más efectivo es cuando combinas los dos, esfuerzo mental y físico. Es cuando haces en particular una actividad física mientras tienes la intención mental de desechar el enojo.

3. Nunca Lastimes a Otros en el Proceso
El objetivo es darse la oportunidad de expresar el enojo en una manera segura, sin lastimar a alguien. Muchas personas tienen un cuarto privado para pegarle a unas almohadas con sus puños o sus piernas, o con un bat de plástico. Algunos otros prefieren romper hojas de papel, gritar, aventar platos (viejos). Muchas otras personas encuentran mucha ayuda en utilizar música quita-enojo como un estímulo o como catalizador. Recuerda, NUNCA lastimarte en el proceso, ni apuntar tu enojo literalmente en otra persona. Lo que es importante aquí es tu expresión de la emoción negativa, NO quien la recibe. Si el enojo (u otra emoción) está enfocada hacia un individuo específico, algunas personas han encontrado mucha ayuda el tener un símbolo de esa persona para redirigir a ese objeto su enojo. Éste puede ser una fotocopia agrandada de una foto o un pedazo de papel en donde luego podrás rayar, romper, quemar, o destruir. Sé abierto a descubrir tu propio método dinámico para aliviar el enojo.

4. Déjalo Totalmente, Sin Hesitar
Es también importante sugerir que si sientes la necesidad de expresarte en cualquiera de estas maneras, lo que importa es que lo hagas ya sea a totalmente solo para que no te sientas inhibido, o que estés en un lugar con un grupo de personas que te apoyan en este tipo de actividades. Si tú no tienes un cuarto privado en tu casa, tal vez puedas encontrar un lugar aislado, donde no hay quien te vea u oiga adentro de tu coche podría servir. (¡No hagas esto mientras estés manejando!)

5. Impera en Perdonar
El paso final para mantener el estado de tranquilidad sin sentir enojo es perdonando de verdad a la persona que hizo mal, así también como verdaderamente perdonarte a ti también.

Bibliografía:
Artículo por Howard Richman de Sound Feelings Publishing,
Tarzana, California.
howardrichman@soundfeelings.com
http://www.soundfeelings.com/free/anger.htm
Traducido con algunos detalles por Diego Salama

Comentarios

comentarios

Deja un comentario